Venice dice que Nina Agdal no es apta para posar en bikini

Por redaccionnyl el 17/01/2018

La modelo danesa Nina Agdal tiene una larga trayectoria en las pasarelas del mundo. Sin embargo, ahora no todas las revistas la consideran apta para posar en bikini a causa de las formas atléticas de su cuerpo.

Y es que la ex de Leonardo DiCaprio recibió un correo electrónico de la revista Venice en el que se le notificaba que había sido descartada. El alegato que le dieron fue que su cuerpo se desviaba e la imagen que ellos ofrecen en su portafolios.

Además, le decían que no había entrado en las tallas de muestra usadas durante el reportaje. Eso último ella lo negó rotundamente.

«Esas tallas de muestra que se supone que deben quedarme bien son entalladas aún más. Así que son más pequeñas que una talla cero. Eso es lo que se fomenta en todas partes. Cuando esta publicación se ensañó conmigo en un momento en el que me sentía sana y feliz, me lo tomé como un ataque personal», declaró Nina en una entrevista para el programa «Megyn Kelly Today».

¿Qué dice la revista Venice sobre el cuerpo de Nina Agdal

Desde la revista Venice aseguran que, si no incluyeron a la modelo en su portada, fue porque no encontraron ninguna foto que se ajustara a lo que buscaban.

Los voceros de la publicación aseguraron que le propucieron a Agdal ponerla en primera plana de su edición digital, y que ella se negó a la oferta.

Supuestamente Agdal también se negó a que Venice le hiciera otro reportaje más profundo en este 2018.

«Nuestra elección no tuvo nada que ver con el aspecto que la señorita Agdal tiene en traje de baño; su físico es envidiable bajo cualquier criterio», dice Venice en un comunicado.

Tengo una constución atlética

Pero Agdal dice en la revista le dijeron que ese reportaje se lo harían «cuando volviera a su mejor forma física».

Y además se defiende: «Si alguien siente un interés genuino en mí, entonces sabrá que no tengo el cuerpo habitual en una modelo. Tengo una constitución atlética y unas curvas sanas. A veces entro en una talla de muestra. Otras veces necesito una talla cuatro, o incluso una seis. No tengo la constitución de una modelo de pasarela. Nunca he estado delgada como un palillo. Ahora más que nunca, acepto y celebro mis curvas y trabajo duro en el gimnasio para mantenerme fuerte y, sobre todo, sana. Me enorgullece poder decir que mi cuerpo ha evolucionado mucho desde que empecé esta locura a los 16 años, con unos hábitos alimenticios insuficientes y poco sanos».

Nalgas y Libros | contacto@nalgasylibros.com