Salma Hayek vuelve a ser noticia por lo que le hizo Oliver Stone

Por sensualidad el 19/10/2017

Unas imágenes de la actriz Salma Hayek acompañada por el cineasta Oliver Stone son para el mundo del espectáculo motivo de indignación, justo en el momento del escándalo sexual del famoso productor de Hollywood Harvey Weinstein.

La confesión de actrices de renombre sobre los abusos de Weinstein y silenciadas durante años abrieron una “caja de Pandora”. Las mujeres son cada vez de diferentes profesiones que están abiertas a contar sus historias de los acosos que sufrieron, y que están involucrándose en las redes sociales con la campaña con el “hashtag” #MeToo.

 
 

     
     
     

Los internautas recordaron una escena que involucra a Oliver Stone en el 2012 en Londres, Reino Unido, después de varios escándalos, en el estreno de la película “Salvajes”. Salma Hayek que era una de las estrellas del films utilizó un vestido abierto en el evento, atrajo la atención del cineasta.

A pesar de la presencia de fotógrafos y periodistas, Stone no hizo ningún intento por disimular sus ávidas miradas y hasta acercó su mano al pecho de la actriz, quien no tardó en mostrar su enojo.

     
     
     

     
     
     

El interés del público hacia las imágenes de hace cinco años fue reavivado a raíz de una serie de tuits publicados recientemente por la actriz Patricia Arquette. En sus mensajes, la artista reveló una escena que ocurrió en 1994 durante el estreno de la cinta ‘Asesinos por naturaleza’ del propio Stone. Primero, el director de cine mantuvo una reunión con Arquette, donde le propuso un papel en una película de “alto contenido erótico”. Después del encuentro, el cineasta le envió un ramo de rosas, un hecho que alarmó a la actriz, quien sintió que había “algo raro” en ese gesto que de por sí “no es infrecuente” en el mundo del cine.

     
     
     

     
     
     

Al recibir la invitación al estreno, la actriz no pudo deshacerse de la sensación de que aquello no era normal. Así las cosas, Arquette aceptó la propuesta pero decidió acudir acompañada de su novio. Ya en la proyección, Stone esperó a la artista a la salida del baño y le preguntó por qué había traído a su amante. La respuesta de actriz fue que esa circunstancia “no debería ser un problema”. “Piénsalo, Oliver”, concluyó entonces Arquette, quien desde entonces no ha vuelto a saber nada sobre el papel erótico que le ofreció Stone.

Nalgas y Libros | contacto@nalgasylibros.com