Riley, una nena divertida que hizo del ocio su profesión

Por redaccionnyl el 30/05/2017

Ella es perro, es gato, es señorita, es la niña del jefe, la novia del cuartobate, madrina del equipo, la que sonríe, la que se cae del sueño de tanto rumbear, la que despierta y quiere más, la que nunca se aburre porque siempre está haciendo tonterías y sobre todas las cosas la que hizo de esas mismas tonterías su profesión a tiempo completo.

Riley siempre está sonriendo. Bueno, es parte de su trabajo siempre hacerlo porque aún no le tocan papeles sadomaso con odio. Lo cierto es que Riley parece feliz. Es que cuando no está dejando en evidencia el contenido de su cerebro en Instagram está dedicada al porno como carrera.

Sí, Riley se desnuda y hace lo que le dice el director. Claro que a veces hay trabajos menos específicos y solo se dedica a hacerlo frente a la cámara, pero desde que está con las grandes productoras su trabajo está bastante definido en un guion escrito por algún profesional del morbo que sabe cómo funcionan las mentes humanas.

Las nenas ociosas se graban, Riley seguramente lo hacía antes de dedicarse a esta polémica actividad. Pero ahora ese ocio es su carrera, su oficio, su profesión… y no parece tener muchas ganas de salirse de ese mundillo por ahora.

Una publicación compartida de Riley Reid (@baconbootyy) el

Nalgas y Libros | contacto@nalgasylibros.com