Lo lograste, Kim: nos volviste a gustar

Por redaccionnyl el 11/05/2018

Hola, Kim. Disculpa que te tuteemos pero tenemos años escribiendo estupideces sobre tu vida. Además sabemos que no vas a leer esto porque las páginas culturales no son lo tuyo.

Criticarte es fácil porque el éxito es lo único que realmente no te perdonan los intelectuales. Pero más fácil es admirarte porque en serio has sabido hacer plata de una forma que ni Aristóteles Onassis habría imaginado.

El año pasado te vimos en una playa y nos impresionamos como unos tontos al ver cómo el paso del tiempo te había hecho daño. Luego te picaste, comenzaste a hacer ejercicios y te pusiste más buena de lo que habías estado en toda tu vida. No tienes rival en eso de acaparar la atención. Incluso se nos ocurrió que lo habías hecho a propósito para hacer tu propia versión de las transformaciones que tienen los fisicoculturistas antes de competir.

Como resultado de todo eso nos volviste a gustar. La diferencia es que ahora obviamente nos gustas más. Quizá porque también nosotros hemos envejecido y ahora nos gustan las mujeres hechas y derechas como tú.

Es tanta la alegría que compartes a quienes te ven en cada evento que a uno se le olvida que tienes un esposo rapero llamado Kanye West. Y eso es bueno.

Mírate qué linda estás Kim

Nalgas y Libros | contacto@nalgasylibros.com