No conseguía novia y la construyó él mismo

Por redaccionnyl el 06/11/2017

¿Te casarías con un robot? Aparentemente se trata de una moda creciente en China y todo gracias a un hombre llamado Zheng Jiajia.

El experto en inteligencia artificial que se casó con un robot, construido por él mismo porque no encontraba esposa, se propuso crear parejas cibernéticas personalizadas para millones de solteros de China.

Este peculiar ingeniero chino de 31 años fundó su compañía para producir novias robóticas a medida, que poseen «función sexual» para «acompañar» a los hombres solteros y ayudarles a soportar la presión social. Sus creaciones, según afirma Jiajia, son capaces de identificar voces, caras y huellas dactilares.

Lo que llevó a este joven a tomar la decisión de casarse con un robot, fue la presión de sus padres para que dejara de ser soltero. Así fue como Zheng Jiajia decidió «sentar cabeza» con Ying Ying, un robot con forma de mujer al que dio forma a finales del año pasado.

Actualmente, su “esposa” es capaz de reconocer algunos caracteres chinos y articular palabras sencillas. A juicio de su creador, Ying Ying genera calidez y puede responder al saludo y los abrazos.

Pero la verdad es que Zheng Jiajia no quiere pasar el resto de su vida con un robot. Su peculiar boda, que carece de validez oficial, atrajo la atención pública sobre su condición de soltero ambicioso, lo que podría facilitar que algunas mujeres deseen tener citas con él.

Nalgas y Libros | contacto@nalgasylibros.com