Mire cómo las tabacaleras volvieron a engañar a médicos y fumadores

Por redaccionnyl el 29/11/2017

Mire cómo las tabacaleras volvieron a engañar a médicos y fumadores
Mire cómo las tabacaleras volvieron a engañar a médicos y fumadores

Aunque suene difícil de creer, los cigarrillos delgados son más perjudiciales para la salud que los regulares. Un estudio publicado por la revista científica Journal of the National Cancer Institute aborda este tema y nos muestra la verdad.

Según sostienen los fabricantes de cigarrillos, esta característica hace que el humo contenga menos alquitrán y nicotina. En realidad el fumador medio lo compensa inhalando más profundamente. En este sentido, los científicos advierten que hay una relación directa entre el consumo de cigarrillos finos y un riesgo elevado de sufrir el llamado adenocarcinoma de pulmón. Que es una de las formas más agresivas de cáncer.

Lee también: Psicóloga hace lo impensado para penetrar en la mente de sus pacientes

En el texto, el equipo de científicos examinó los datos reunidos por los servicios de salud estadounidenses. En conjunto a otros grupos de investigadores desde mediados de los años 60 —cuando salieron al mercado los cigarrillos ‘slim’—. Así como los datos internos de varias empresas fabricantes de tabaco, en total más de 3.200 documentos.

El filtro perforado aumenta la cantidad de sustancias cancerígenas en el humo

Peter Shields, encargado del estudio, de la Universidad de Ohio en Columbus (EEUU). «Hay un vínculo claro entre los agujeros de ventilación en los filtros y la epidemia de adenocarcinoma que afectó a la humanidad en las últimas dos décadas».

El riesgo de sufrir enfermedades pulmonares relacionadas con el tabaquismo. Tiene que ver con la cantidad de resinas y sustancias nocivas en el humo.

Paralelamente, esto no se refiere al desarrollo del adenocarcinoma de pulmón. Cuya razón principal es el uso de los cigarrillos ‘slim’. «El filtro perforado aumenta la cantidad de sustancias cancerígenas en el humo. Mientras que este tipo de cigarrillos suele fumarse de manera más prolongada y frecuente. Lo que permite al humo penetrar en las partes más profundas de los pulmones, y es allí donde se forma el adenocarcinoma», explicó Shields. El investigador también abogó por la prohibición total de los filtros de este tipo.

Nalgas y Libros | contacto@nalgasylibros.com