El lado que más te gusta de Amanda Seyfried

Por redaccionnyl el 28/12/2017

Amanda Seyfried ya está promocionando el estreno de la segunda parte de Mamma Mia. Esa película, llena de grandes estrellas fue la que más linda nos mostró a la actriz. Pero lo que más atrapa a la gente es que esa lindura nunca se acabó, y que luego demostró que puede se fusionar con otros encantos más adultos.

Con «Chloe», «Garganta profunda» y algún otro papel, Seyfried dejó claro que no podemos estar viéndola como niñita que se ve linda aunque sea adulta. Pero quizá ningún trabajo en el cine pudo captar tanto la fusión entre lo lindo y lo morboso como la edición australiana de la revista Vogue.

En Vogue Australia, Amanda lució como una Barbie de plástico. Pero también como una devoradora de placeres. Le hicieron una entrevista en la que hablaba sobre cumplir 30 años y casarse. Cosas normales. Pero no tanto para una chica que es tan famosa y que a los 19 años fue diagnosticada con trastorno obsesivo compulsivo.

Amanda Seyfried y la superación

Con terapias y esfuerzo Seyfried logró reducir las dosis de los fármacos hasta el mínimo permitido. Además se ayudó de un perro que rescató en un refugio de animales. Aunque con cariño fue el que terminó rescatándola a ella.

Ahora está concentrada en la emoción de «Mamma Mia 2». Asegura que al principio auguraba una mala cinta. «Pero no lo es, es asombrosa».

Mientras tanto, mejor fijémonos en estas fotos que le tomó Vogue Australia a principios de 2017.

Nalgas y Libros | contacto@nalgasylibros.com