Diez curiosidades sorprendentes sobre Shakespeare y Cervantes

Por redaccionnyl el 09/08/2018

Shakespeare y Cervantes son dos de las figuras más importantes de la literatura universal. Y eso que el primero muchísimas más obras mundialmente conocidas que el segundo.

Lo importante para este artículo es que ambos guardaban similitudes sorprendentes y, por separado, secretos y pequeños escándalos que marcaron sus vidas.

Tuvieron, seguramente, influencias culturales parecidas y lecturas compartidas.

10. En un lugar de “Galicia”, de cuyo nombre no quiero acordarme…

A pesar de que no se sabe con exactitud qué lugar recorrió El Quijote, por las descripciones en el relato algunos expertos creen que la historia acontece en la Ciudad Real de Puerto Lápice, Galicia, en España. Sin embargo, la comunidad autónoma de Castilla-La Mancha defiende su reconocimiento como el lugar donde Cervantes escribió tan importante obra.

9. Los restos perdidos de Cervantes

Apenas en 2015 fueron encontrados los restos de Cervantes junto a los de su esposa Catalina de Salazar y a los de quince personas más en la cripta de la iglesia madrileña de las Trinitarias, en Madrid. Los investigadores comentan que es imposible reconocer sus restos ya que el tiempo se ha encargado de dejarlos «en muy mal estado».

8. Casi juntos en la muerte

Shakespeare fue bautizado el 26 de Abril de 1564. En esa época el bautizo se celebraba tres días después del nacimiento por lo que se estima que nació el 23, el mismo día que falleció pero de 1616. A pesar de que en Inglaterra utilizaban un calendario distinto, las fechas oficiales indican que un día antes falleció Cervantes.

7. Cervantes, servidor público

Cervantes formó parte de la Administración Pública de España donde trabajó desde 1587 como recaudador de abastos en Sevilla. Debía colectar trigo de los campesinos para abastecer las bodegas de los galeones que atacaron Inglaterra.

6. Shakespeare se casó con Anne Hathaway

A los 18 años Shakespeare se casó con Anne Hathaway —no con la actriz del mismo nombre— que era ocho años mayor que él, y para hacer más grande el «escándalo», a los seis meses tuvieron a su primera hija, Susanna; y dos años después tuvieron gemelos: Hamlet y Judith. Su único hijo murió cuando apenas había cumplido once, y probablemente este hecho lo llevó a inmortalizarlo en la famosa obra que lleva su nombre.

5. Cervantes, a la cárcel

Debido a malos entendidos con una casa de banca en Sevilla, Cervantes fue apresado en septiembre de 1597. Fue liberado ese mismo año bajo fianza y a partir de este momento dejó de ser recaudador de impuestos para la Hacienda de Felipe ii.

4. Shakespeare que sabe latín…

John y Mary Shakespeare querían que su hijo William aprendiera latín, así que ingresó a la Nueva Escuela del Rey cuyo principio pedagógico fundamental era el aprendizaje total del latín. Años después no entró a la universidad por pocas posibilidades económicas.

3. Cervantes tuvo otros oficios y nunca perdió un brazo

Cervantes no alcanzó a ver el reconocimiento de su obra por lo que desde joven realizó otras labores de trabajo. Fue soldado y luchó en la batalla de Lepanto –donde contrario a lo que se creía, nunca perdió un brazo–, años después fue apresado por unos piratas berberiscos, y fue hecho esclavo en Argel, lugar del cual pudor huir cinco años después.

2. Cervantes fue excomulgado

Un eclesiástico de Écija, municipio de Sevilla, se negó a pagar el impuesto al trigo y Cervantes tuvo que cobrarle a la fuerza. Por esto y por varios episodios similares fue excomulgado de la Iglesia católica en varias ocasiones.

1. Uno fue reconocido en vida, el otro no.

A diferencia de Cervantes, Shakespeare fue reconocido en vida e incluso fue nombrado Hombre del Rey por el monarca James en 1603. Su trabajo alcanzó para 38 obras, 154 sonetos y dos poemas a la literatura universal.

Nalgas y Libros | contacto@nalgasylibros.com