Charlotte McKinney desata una locura mediática en las playas de Malibú

Por Patricia Smith el 15/10/2018

Charlotte McKinney se convirtió en paradigma global por aquellos anuncios de fútbol americano en los que comía hamburguesas. Los expertos en marketing sabían del potencial de esta chica y no se equivocaron porque todas sus publicidades se hicieron un éxito.

Pero su fama había comenzado mucho antes, cuando se hartó de pedir chances en agencias de modelos y siempre era rechazada por el enorme tamaño de sus senos. Aquellos traspiés le hicieron probar suerte ella misma con una cuenta de Instagram. Y listo. Se acabaron sus problemas.

Poco tiempo después de abrir la cuenta, Charlotte era una celebridad y una de las influencers más efectivas de Internet. Eso hizo que fueran las marcas la que comenzaran a buscarla a ella. Poco tiempo después llegó lo del fútbol americano y así es como ahora es tan célebre.

Escándalo en las playas de Malibú

Ahora la hemos vista un poquito más retirada de la opinión pública, pero solo un poquito. Aún se deja hacer sesiones de fotos de vez en cuando. Aunque casi siempre aparece es en el trabajo de los fotógrafos de celebridades.

Por ejemplo, podemos citar el último ‘escándalo’ que generó una visita suya a las playas de Malibú, California, Estados Unidos. La modelo se fue a pasear en traje de baño junto a un genío que parecía ser de colaboradores o amigos y terminó como siempre luchando para que sus descomunales atributos frontales no se le salieran.

Y bueno, no se le salieron. Pero lo poquito que se le vio fue extraordinario y eso acaparó la atención no solo de los presentes (hipnotizados) sino también de los paparazzis (felices). Veamos a continuación el resultado de tan agradable sorpresa en la playa.

writen by

Escribo poco para que me lean mucho. Intelectual a tiempo completo. Redactora exclusiva para Nalgas y Libros.

Nalgas y Libros | contacto@nalgasylibros.com