Parece que William Shakespeare fumaba marihuana

Por redaccionnyl el 07/01/2016

Quizá nos hemos cuestionado sobre cuál es la fuente del ingenio de Shakespeare o a qué se debe la fama y la imaginación que poseía. Entre las múltiples respuestas podrá estar la asociación con las drogas, misma que la comunidad científica ha negado reiteradamente hasta ahora, pues aún existe la posibilidad de que el dramaturgo inglés William Shakespeare hubiera escrito bajo el influjo de la marihuana o cocaína.

En algunos sonetos del escritor se hace referencia al uso de las drogas, lo que podría ser un fundamento para afirmar que él las consumía; sin embargo, gracias a la avanzada tecnología se ha podido dar respuesta a este rumor. Un estudio realizado en Sudáfrica, apoyado de la mejor tecnología forense de la región, revela que quizás el escritor consumía marihuana o cocaína, los expertos que encabezan la investigación, probaron y develaron el contenido de distintos objetos del escritor, entre ellos cuatro pipas de tabaco encontradas en el jardín temático de Stratford-upon-Avon.

Los objetos utilizados para lograr el estudio fueron prestados por el Fondo del Lugar Natal de Shakespeare y así los expertos comenzaron el estudio forense en el laboratorio de Pretoria, Sudáfrica; la técnica utilizada para el estudio se llama, espectometría de masa de cromatografía de gases, la que es sensible a los residuos que pueden preservar las pipas incluso a 400 años de antigüedad. Los resultados develan residuos de cannabis en las pipas de barro del dramaturgo, además de nicotina.

“Lo hizo bajo los efectos de las drogas”, a menudo escuchamos está frase cuando alguien resulta prodigioso, destaca en su trabajo y por ello se convierte en famoso: artistas, deportistas, científicos, y escritores como Shakespeare, hay vastos ejemplos que podrían reafirmar la aseveración que muchos hacen al descubrir estos casos.

Es un error creer que el ser humano sólo es capaz de usar adecuadamente su cerebro con un estímulo adicional (drogas), esto resulta una falacia, pues está comprobado científicamente que la capacidad cerebral no tiene límites y no se necesita de estupefacientes para desarrollarla.

El uso de la marihuana del gran dramaturgo aún no se ha comprobado, pero según las investigaciones, esto se podrá saber muy pronto.

Nalgas y Libros | contacto@nalgasylibros.com