Mujeres. Por Nicanor Parra

El antipoeta chileno no deja de sorprendernos. Pasa el tiempo y lo leemos mejor porque maduramos como lectores y aprendemos a valorar lo grande dentro de lo simple. “Mujeres” es de una belleza casi delirante.

El antipoeta chileno no deja de sorprendernos. Pasa el tiempo y lo leemos mejor porque maduramos como lectores y aprendemos a valorar lo grande dentro de lo simple. “Mujeres” es de una belleza casi delirante.