Los archisílabos: el afán de impresionar con palabras alargadas

Por Néstor Luis González el 02/02/2016

Quienes entran al mundo corporativo están expuestos casi a diario a charlatanes que usan palabras complicadas para hacer creer a los demás que están altamente calificados. Hoy hablaré de los archisílabos y esas máscaras caerán al suelo.

Esa costumbre pedante e inútil de alargar las palabras para que suenen más profesionales es conocida como sesquipedalismo, y a las expresiones en cuestión -que a veces son incorrectas- se les llama archisílabos.

En consecuencia, a usted tratan descaradamente de impresionarlo:

1. Los que dicen potencialidad en vez de potencia o potencial.
2. Los que dicen climatología para referirse al clima.
3. Los que prefieren decir ‘precipitaciones en forma de lluvia’ en lugar de simplemente ‘lluvia’.
4. Los que dicen ‘tipología’ en contextos en los que obviamente es mejor decir ‘tipo’.

5. Quienes le dicen ‘gratificante’ en lugar de ‘grato’.
6. El que diga ‘funcionalidades’ cuando debería decir funciones.
7. Aquellos que insisten en decir ‘rigurosidad’ en vez de ‘rigor’.
8. Quienes prefieren ‘institucionalizar’ que ‘instituir’.
9. Los que dicen ‘metodología’ en vez de ‘método’.
10. El que dice ‘sobredimensionamiento’ cuando debería decir simplente ‘exceso’.

Ahí están apenas 10, pero el número de archisílabos es una auténtica barbaridad. Con esta pequeña lista usted podrá seguramente identificar todas las demás y no dejarse engañar nunca más.

Nalgas y Libros | contacto@nalgasylibros.com