La niñera que fue la mejor fotógrafa callejera del siglo XX