Haiga, calne y otras tres palabras (que) mal decías

Por redaccionnyl el 01/01/2016

“Buenos días. Mi nombre es Yamilé González y vengo por el puejto de trabajo. Vine con mi amá y ejpero que no haiga ningún problema. Me dijeron que el señor Manuel estaba en una runión, pero yo lo espero. No se procupe”.

Tal vez Yamilé González escribe el castellano sin errores de ningún tipo, sabe inglés, francés, alemán y un poquito de árabe. A lo mejor tiene esa maestría que la empresa del señor Manuel anda buscando y se graduó con honores, pero habla muy mal.

Expresarse correctamente es tan importante que a veces uno cree que todo el mundo lo tiene clarito, pero no. Usted tal vez habrá conocido a personas preparadas profesionalmente que nunca se pudieron quitar ciertas formas de hablar. Hoy recordaremos esos errores para analizarlos y rescatar sus formas correctas.

Haiga

Error bastante común. Los niños recurren a esa palabra cuando están aprendiendo a hablar, pero también es frecuente en los adultos sin contacto frecuente con las letras. Lo que quiso decir Yamilé González en el primer párrafo fue: “Espero que no haya ningún problema”.

Pies

No se burle del que le diga pies a un solo pie, corríjalo con respeto. Esto se da principalmente entre personas que quieren superarse y tratan de decir correctamente una palabra sin saber que están haciendo todo lo contrario. Recuerde que a los venezolanos nos critican por no pronunciar las eses finales, y eso puede afectar al que no sabe.

Nadien

Esto es muy caraqueño, pero también muy rural. A mí me parece más caraqueño que rural porque nunca escuché a nadie del sector La Tigrera del municipio Chaguaramas del estado Guárico decir ‘nadien’. En cambio en el Metro la palabra suena y se multiplica. Pero ojo: aunque hoy en día ‘nadien’ es considerada una voz vulgar, su origen es tan antiguo que podemos encontrar poemas costumbristas donde se escribe nadien adrede para rescatar el color local.

Calne

En algunas partes de Anzoátegui, Sucre y Nueva Esparta la gente cambia la ere por la ele. “¡Puelto, puelto, puelto, por la Intelcomulal, puelto!”, era el grito de los colectores de los autobuses entre Barcelona y Puerto La Cruz hace 10 años. Al referirnos a la carne, en Oriente dicen calne y en el llano venezolano ‘canne’, así, como se lee: con una doble ene aunque en realidad sea carne.

Estábanos

Este error tal vez surgió de la contracción entre ‘estaba’ y ‘nosotros’: estábanos. Lo cierto es que la palabra es estábamos y punto.

Nota: cuando vaya a corregir a quienes hablan así, o peor, hágalo con educación no sea que toque características sensibles de su idiosincrasia. El único derecho que tiene el que sabe sobre el que no sabe es el derecho a enseñarlo.

Nalgas y Libros | contacto@nalgasylibros.com