Éxodo hacia el polvo. Por Tarek William Saab