Chavista trata de adular al gobierno y escribe el peor poema de la historia

Por redaccionnyl el 19/04/2017

Cuando nos envían algo malo lo borramos de nuestra bandeja de entrada y listo. Pero con esto hay que hacer una excepción porque no solo es malo, sino que estamos seguros de que se trata del peor ¿poema? que se ha escrito en toda la historia.

 
 

     
     
     

Nos llega desde Venezuela y en serio no lo podemos creer. Sabemos que el chavismo necesita la ignorancia de su pueblo para mantenerse, pero divulgar esta porquería es el colmo. Muy bonito que alguien quiera agradecer a la Misión Barrio Adentro por su trabajo, pero enviar esto a los medios de comunicación es una falta total de respeto.

El autor de estas líneas es Pedro A. García, un señor que no tiene la culpa de nada porque seguramente a él le pareció que estaba bien escribir sobre lo que estaba sintiendo, aunque ese sentimiento estuviera cargado de la más servil adulación. Aquí el culpable es el funcionario envió el poema a los medios pudiendo su divulgación.

No haga caso a los múltiples errores del poema y trate de seguir leyendo porque es difícil que vuelva a leer algo tan malo en toda su vida.

Gracias Barrio Adentro

A la médica wayúu, Dra. Noly Fernández

A la Licenciada Rosa Vidal vecina del piso de abajo
se le murió su mamá hace poco.
Meses atrás, baje hasta su casa
a solicitar un informe comunal
y en la entrega del mismo
me palabreó sobre la situación
de su progenitora y el hecho de no poder
seguirla atendiendo por que la póliza
del seguro (HCM) de ella y la de toda su familia
se había agotado en los constantes ruleteos
por las clínicas, médicos y la medicina privada.
Me he quedado sin dinero para ver a un médico
argumentó mientras me entregaba el informe.

     
     
     

     
     
     

Le señale ir a el Modulo de Barrio Adentro
de la cuadra, me dijo, no haberlo visitado
por las cosas negativas que dicen de ellos
los rumores, la televisión y la prensa
asegurándome visitarlo lo más pronto posible.

Tiempo después estando en el ascensor
me repitió el Tete a Tete y la no visitar al Modulo
lo que me permitió ir a Barrio Adentro
a hablar con la médica cubana sobre el caso
quién me sugirió esperarla el otro día
para subir a visitar a la paciente.

Tras la muerte de la madre de Rosita
y en el espacio de los pésames
me dio las gracias por el contacto
hecho con la medicina cubana
y con el Centro de Diagnóstico Integral (CDI).
Me comentó sobre la magnífica atención
dada por el personal de la Misión Barrio Adentro
como por el cuidado otorgado por los integrantes
del Centro de Diagnóstico Integral (CDI)
a su madre en esos difíciles meses.

     
     
     

     
     
     

Ella Murió feliz, contenta, alegre
atendida por una revolución en la que creía
que le prestó todos los instrumentos
a su alcance tanto para su posible sanación
como para su partida al más allá a sus 88 años.

Doy las gracias a la medicina cubana
y al personal paramédico venezolano-cubano
tanto por su atención, como por su dedicación
en el manejo de la enfermedad de mi madre.
Me susurro antes de salir del ascensor
haciéndome reflexionar sobre la misión
de sanación que cumple hoy
la medicina venezolana en el marco
socialista del buen vivir.

Pedro A. García Z.

Nalgas y Libros | contacto@nalgasylibros.com