Burgueses. Por Nicolás Guillén

Nicolás Guillén siempre fue franco y sonoro, yámbico. Pero además sabía describir la vida y notar cosas que no todos notaban. El siguiente poema es perfecto.

Nicolás Guillén siempre fue franco y sonoro, yámbico. Pero además sabía describir la vida y notar cosas que no todos notaban. El siguiente poema es perfecto.